Cerca de 2 mil personas marcharon ayer en Angol

Dirigentes señalaron que Angol despertó y que seguirán luchado por una mayor justicia social para todos.

Una multitudinaria marcha se inició ayer desde calle Campo de Marte con la avenida O’Higgins cerca de las 11 horas recorriendo toda la avenida hasta llegar al frontis de la gobernación provincial de Malleco acompañada de una ruidosa batucada, carteles, pitos, manifestando su disconformidad en contra de las AFP, sistema de salud, educación, sala cuna universal, trabajadores a honorarios, entre muchas otras demandas. En la caravana se pudo ver a muchos dirigentes de diferentes agrupaciones encabezadas por la presidenta de la Cut Malleco, Claudia Farías, el presidente del Colegio de Profesores, Oscar Ortiz.

La presidenta de la Cut, señaló que ha sido un movimiento muy exitoso con el 90% de los Servicios públicos en paro,” hemos tenido una muy buena convocatoria, Angol como nunca ha despertado en estas manifestaciones, nuestras herramientas de protestas son las sirenas, los carteles, los pitos y este importante grupo que en forma pacífica protesta en contra la desigualdad, una salud pública que está deteriorada, tenemos problemas en los jardines infantiles, las AFP, la nueva constitución y todavía estamos esperando a que el gobierno se pronuncie”, puntualizó Claudia Farías.

Por su parte el presidente del colegio de Profesores de Malleco, Oscar Ortiz, dijo que la concurrencia en el día de ayer lo deja muy satisfecho,» ver a jóvenes, mujeres y muchos dirigentes sociales nos da una señal clara de que Chile despertó, pero más importante es que Angol haya despertado”.

Agregó el dirigente de los profesores que nunca había visto una manifestación como la que se está viviendo en nuestro país, con un Angol que se ha manifestado con gran apoyo y en forma ordenada,” un gran saludo a todos mis colegas profesores de Malleco y a seguir luchando porque esta pelea esta recién comenzando, seguiremos luchando pero sin violencia. Queremos mayor justicia social para todos”, finalizó.